3 Febrero 2018 – Llamado de Amor y Conversión del Corazón Doloroso e Inmaculado de María

Leer mas...

Flecha blanca
Hijos, cada Primer Sábado es el día que se renuevan las Gracias de Mi Corazón Doloroso e Inmaculado, cada Primer Sábado debe ser considerado como el día de María Corredentora, porque los Primeros Sábados de cada mes el Padre del Cielo renueva su Misericordia para con toda la humanidad.

El Padre, al contemplar a los hijos reparar, pedir perdón y consolar a Nuestros Sagrados Corazones, detiene la Justicia y la Corrección para otorgar Paz, Perdón, para renovar la Alianza que Mi Hijo Jesús firmó con su Sangre en la Cruz.

Los Primeros Sábados de cada mes y la Santa Adoración Eucarística son como una misma Llave que abre las Puertas de la Misericordia.

Cada Primer Sábado debe ser un renovar la Consagración que ustedes, Mis hijos, han hecho a Mi Corazón.

Yo les pido a todos Mis Apóstoles en el mundo entero: sigan propagando las Fogatas de Amor que son Mis Cenáculos de Oración, para que ilumine al mundo, para fulminar el reino de Satanás, para calentar los corazones fríos y tibios.

Mis Cenáculos de Oración son Mis Brazos y Mi Corazón abiertos para acoger a toda la humanidad, para que Yo pueda conducirlos hacia el Padre, hacia el Hijo, con el Espíritu Santo.

Pequeños, renueven en sus vidas, el ayuno, la oración, las visitas a Mi Hijo Jesús Sacramentado, todo esto fortalece sus almas y mantiene esa llamita de la fe encendida en ustedes.

Que cada Cenáculo de Oración sea un motivo de alegría porque vienen a encontrarse y a escuchar a Nuestros Sagrados Corazones. La Paz que es Jesús mismo, la Paz verdadera reine en sus corazones.

Les bendigo con Amor Materno, en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.