12 Febrero 2020 – Llamado de Amor y Conversión del Casto y Amante Corazón de San José

Leer mas...

Flecha blanca

El Señor ha mirado a sus hijos, los ha creado con amor y a todos los ha llamado por medio de Jesucristo. A Mí, San José, me pensó desde el inicio. Escondido estaba, cuando en el Jardín, reveló a la Mujer y a su descendencia; en la sombra de esa profecía estaba mi Castísimo Corazón unido a la Mujer.

Mi Castísimo Corazón ungido, formado y educado por el Espíritu Santo, quien me preparó para consagrarme al Corazón Purísimo de nuestra Señora, y en su momento, nuestra Señora, prepararme para consagrarme a través de Ella, al Santísimo Corazón del Hijo de Dios. Así que mi Castísimo Corazón, en estos tiempos, viene a enseñar a los hijos de Dios y de María sobre la Verdadera Devoción a los Sagrados Corazones Unidos.

Y tú, mi querido hijo, con tus crucifixiones ocultas siempre estás consolando a Jesús y bebiendo de su costado. El Espíritu Santo también recibe consuelos al ver tus esfuerzos, como las de un niño recién nacido, para ser fiel y amar a Jesús. Tu eres consuelo, también, para mi Castísimo Corazón.

Con mi Castísimo Corazón bendigo a todos.

En el Nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. 

Amén.